Vegano o vegetariano: ¿cuáles son sus diferencias? ES|EN

Scroll down to english version

Tanto el veganismo como la tendencia a adoptar un estilo de vida vegetariano han empezado a volverse populares especialmente desde que comenzó el siglo XXI. Por supuesto, esta expansión de dos maneras de vivir tan diferentes a la que tradicionalmente ha primado en la cultura occidental no ha estado exenta de polémica.

Sus repercusiones sobre nuestras actitudes de percibir y convivir con los animales generan todo tipo de debates acerca de la moral y de cuál es la mejor manera de vivir consumiendo productos y recursos.


Hay que tener en cuenta que ya hace siglos que existen colectivos y sociedades preocupados por el bienestar de los animales. Los humanos somos la especie dominante del planeta no solo por nuestra inteligencia, sino también por nuestra alimentación. Una especie omnívora, en el sentido biológico, pues podemos digerir casi de todo. Y eso nos ha permitido prosperar en épocas difíciles. Pero hoy en día cada vez más personas se proclaman veganas, vegetarianas, macrobióticas o flexitarianas.

Consumir carne posiblemente nos salvó de la extinción en la era de los grandes depredadores, cuando vivíamos en las cavernas rodeados de tigres de dientes de sable, leones, osos, lobos y otras fieras. La carne hizo crecer nuestros músculos y nuestro cerebro, otorgándonos la fuerza y la inteligencia para defendernos de los depredadores, e imponernos a ellos. Así como consumir vegetales y semillas ha salvado a países enteros en épocas de guerras, calamidades y plagas de enfermedades.

¿Qué hubiese sido de la Humanidad sin el arroz, el trigo o el maíz?

Los humanos podemos digerir prácticamente cualquier alimento: leche, huevos, carnes, vegetales, frutas, semillas... Pero, ¿necesitamos todos ellos para vivir con salud?


Vegano o Vegetariano: qué es, diferencias y tipos

El Vegetarianismo es, por definición, un tipo de alimentación que elimina total o parcialmente el consumo de alimentos de origen animal: carne, pescados, pero también leche, huevos, o miel. Existen muchos grados dentro de esta práctica, pues hay personas que no consumen carne pero sí leche y huevos, y otras que tampoco comen carne ni leche pero sí pescado. Esto da lugar a diferentes tipo de vegetarianismo.

  • Vegetariano: es la definición genérica. Un vegetariano es aquel que no consume alimentos de origen animal, así que por definición, algunos de los que se autodenominan vegetarianos no lo son, porque toman leche o pescado.

  • Vegano: Son los vegetarianos estrictos, que no toman ningún tipo de alimento de origen animal: carne, pescado, leche, huevos, miel, etc. Sin excepción.

  • Crudivegano: un vegano que solo consume alimentos crudos.

  • Apivegetariano: no consume carne, pescado, huevos y leche, pero sí miel.

  • Ovovegetariano: no consume animales pero si los huevos y la miel.

  • Lactovegetariano: ni carne, ni pescado, ni huevos, pero sí aceptan la leche y la miel.

  • Ovolactovegetariano: no come carne, pescado y miel, pero sí acepta la leche y los huevos.

  • Granivorianos: priorizan los alimentos provenientes de granos y semillas.

  • Frugivorismo: solo se alimentan de fruta. Los médicos la consideran perjudicial para la salud.

Hay gente que opta por hacerse vegetariano y seguir consumiendo cierto tipo de carne. Es lo que se llama semivegetariano. Así tenemos:

  • Pescatariano o pescetariano: No consume carnes animales, pero sí pescado, marisco, y otros productos del mar.

  • Pollovegetariano: no consume carne de mamíferos, pero sí carne de ave.

  • Flexitarianismo: es un vegetariano flexible. En su casa no come productos animales pero si va comer donde unos amigos o a un restaurante, acepta comer carne.

Hay que aclarar que las asociaciones vegetarianas no aceptan estas prácticas como vegetarianismo, al consumir carne.

¿Por qué existen tantos tipos de vegetarianos? Porque en muchos casos la elección no tiene que ver con la nutrición, sino con una filosofía de vida basada en los derechos de los animales, la ecología, y el respeto a la Naturaleza.