Siendo una entusiasta de la vida



Si tuvieras que definirte en una palabra, ¿cuál sería?

La pregunta del millón.


Quise empezar esta página (una de las más especiales que te compartiré) con la pregunta que nos suelen hacer y que muchos de nosotros contestamos con el nombre de nuestra profesión o hasta el nombre de una de las virtudes que más nos representa y cualquiera cuál sea tu respuesta está bien.

Uno de los propósitos que más tomo en cuenta durante todos mis días es hacer lo que más me hace feliz todo el tiempo o la mayor cantidad posible de éste, y esto implica para mi; intentar ver en qué voy a invertir más mis latidos que al final me haga sentir bien y como consecuencia feliz.

¿Crees que es complicado? Puede ser que sí y puede ser que no...

“La vida no es complicado, pero nos esforzamos en hacerla complicada.” -

Hacer lo que te hace feliz puede ser complicado porque muchas veces no sabemos qué es lo que realmente nos hace felices porque vivimos en la era en donde se nos dice constantemente que si tu trabajo o la actividad que haces no te hace más exitoso o “rico” no serás feliz o simplemente no vale la pena hacerlo. Entonces, las actividades que muchas veces hacemos son las que creemos que nos llevarán al éxito (rápido) y a ser millonarios; es por eso que oímos tanto el hecho de que las personas desean las vacaciones o que desean un día de descanso para poder hacer lo que realmente disfrutan y lo que realmente quieren hacer. De hecho la mejor solución a este problema es que las personas nos dediquemos a hacer algo que en verdad nos gusta, que de verdad disfrutamos (y no, no estoy diciendo que renuncies a tu trabajo actual ¿o sí?) a lo que me refiero es que te dediques a eso que te hace realmente feliz, a encontrar la manera de poder hacer más de lo que te gusta y que al final del día no quieras huir de eso.

Entonces, hacer lo que te hace feliz no es complicado si...

Defines bien que es lo que más disfrutas hacer y hacerlo.

Ya sé que esperabas más pero es que lo más hermoso de la vida es hacer lo sencillo maravillosamente sencillo. Encontrar la felicidad en los placeres más simples de la vida sin tener que sacar otra ventaja más que ser feliz. Hacer más de eso que nos gusta hacer de “hobby” y olvidarnos de generar ingresos (es importante pero olvidarlo por un segundo).

Hacer lo que te hace realmente feliz, requiere valentía y te comparto una de los discursos que mejor lo explica...

“No es el crítico quien cuenta, ni el que señala con el dedo al hombre fuerte cuando tropieza, o el que indica en qué cuestiones quién hace las cosas podría haberlas hecho mejor. El mérito recae exclusivamente en el hombre que se halla en la arena, aquel cuyo rostro está manchado de polvo, sudor y sangre, el que lucha con valentía, el que se equivoca y falla el golpe una y otra vez, porque no hay esfuerzo sin error y sin limitaciones. El que cuenta es el que de hecho lucha por llevar a cabo las acciones, el que conoce los grandes entusiasmos, las grandes devociones, el que agota sus fuerzas en defensa de una causa noble, el que, si tiene suerte, saborea el triunfo de los grandes logros y si no la tiene y falla, fracasa al menos atreviéndose al mayor riesgo, de modo que nunca ocupará el lugar reservado a esas almas frías y tímidas que ignoran tanto la victoria como la derrota”.— Theodore Roosevelt (el hombre en la arena).

La frase anterior es una de las que más me gusta leer una y otra vez...

Ya sé que al principio puede ser complicado y te lo digo por experiencia, sé que no es fácil salir de tu zona de confort, se que no es fácil elegir hacer más de lo que te hace feliz porque muchas veces no te generará muchos ingresos al principio o tendrás una vida de lujos o simplemente no esté en los estándares altos y sobretodo, se que no es fácil dejar el camino “fácil” pero cuando lo analizas y cuando te sientas un momento a meditar qué es lo que realmente quieres hacer a diferencia de que es lo que en realidad haces es importante preguntarse “¿en verdad vale la pena? ¿en verdad vale la pena hacer algo de lo que no estoy lo suficientemente seguro de que quiero hacer? ¿en verdad vale la pena invertir mis latidos en esto? Y la más importante... ¿vale la pena elegir la comodidad en vez de la valentía?” Espero de todo corazón que de verdad medites estas preguntas, que seas sincero contigo mismo porque nadie más te conoce mejor que tú y que al final te des cuenta de que no, no vale la pena independientemente de cuál sea el escenario, no vale la pena invertir tus latidos en donde realmente no pones tu corazón.


En fin... si tuviera que definirme con una palabra sería “entusiasta” específicamente de la vida. Y te diré que lo considero una profesión y una virtud que me ha acompañado y me ha definido últimamente. Para mi ser un entusiasta no es aquel que siempre está brincando de felicidad o una persona que no sufre, es todo lo contrario; es aquel que logra hacer lo sencillo maravillosamente sencillo, aquel que hace que su café sepa a magia, que su playlist lo haga bailar, los extraños lo hagan sonreír, que el claro de luna toque su alma. Aquel que todos los días se enamora de estar vivo, aquel que vive en un mundo en donde las cosas, las personas y las situaciones no son y nunca serán perfectas pero logra encontrar la perfecta gracia en eso. Así que sí, independientemente de cual sea tu situación actual o cualquier escenario el que estés, te sugiero que imagines que podría ser peor (siempre podría ser peor) puedes y si quieres, ser un entusiasta de la vida porque a los entusiastas nada ni nadie los derrumba, nada ni nadie puede más que sus sueños más grandes y la más importante, un entusiasta logra encontrar la calma en el caos porque la vida no se detiene en el caos ni se retrasa. Tu vida todavía está sucediendo, entonces la pregunta es: ¿estás completamente despierto, prestando atención incluso si es completamente diferente de tu idea de cómo debería ser un escenario ideal?


No hay escenarios ideales, solo existe el presente ahora que se desarrolla justo ante ti con cada inhalación, cada exhalación, cada inhalación, cada exhalación. Si bien el camino de la vida puede ser sencillo pero porque hacerlo sencillo si puedes hacerlo maravillosamente sencillo.

¡Gracias por tomarte el tiempo de leerme!, disfruta tu vida.

11 vistas

Entradas Recientes

Ver todo
  • White Instagram Icon
  • White Pinterest Icon
  • Blanco Icono de Spotify

© Mønclair 2020
All rights reserved
Design Paulina